Publicado en Artículo de Opinión., DENUNCIA POPULAR.

12 de Octubre, día en que se inmortaliza la Resistencia de los Pueblos Originarios.

A través de los pensum académicos, antiguamente se nos enseñaba en las escuelas y colegios, que hay que recordar al 12 de Octubre como una fecha memorable, en la que se festeja “El día de la raza”, cosa que nunca habría sido correcta; las voces con sentimiento patriota y reconocedores de la herencia ancestral que fue mutilada por los malos visitantes españoles, que a pretexto de educar y catolizar a los habitantes autóctonos del Abya Ayala, produjeron saqueos, genocidio y destrucción cultural, estas voces recuerdan y denuncian el hecho que no es una fecha de festejo, al contrario es un día de luto histórico, es “El día de la Resistencia de los pueblos originarios”  que poblaron la mal denominada América o continente Americano.

Para llegar a este punto, sobre la fecha que celebran los españoles como un logro para ellos y que hasta hace poco tiempo, también se celebraba en Ecuador “El Día de la Raza” o “el día de la Hispanidad”, rindiendo pleitesía a quienes sometieron a nuestras raíces ancestrales; se hace remembranza histórica, señalando que esta designación festiva, fue creada por el ex ministro español Faustino Rodríguez-San Pedro, como Presidente de la Unión Ibero-Americana, pensó en una celebración que uniese a España e Iberoamérica (pueblos colonizados por los españoles), les habría parecido genial la idea, de disociar la memoria colectiva con fiesta, y para ellos, el mejor día para hacerlo fué el día 12 de octubre de 1913. La Unión celebró por primera vez la «Fiesta de la Raza Española» en 1914; a partir de 1915 se celebró como «Día de la Raza» en la Casa Argentina de Málaga, y desde 1917 el Ayuntamiento de Madrid asumió la celebración de la «Fiesta de la Raza» en la capital de España. Al paso del tiempo se transforma  èsta, en una fiesta nacional por ley del Rey Alfonso XIII el 15 de junio de 1918. En 1917, Hipólito Yrigoyen, presidente de la República Argentina, declaró ese día fiesta nacional; y la costumbre la impuso como  “El de Día de la Raza” que luego se multiplicó, siendo celebrada en distintos países hoy independizados del yugo español y portugués, pero que inconscientemente le seguían guardando tributo a los captores y violadores de la soberanía del territorio ancestral.  

De esta manera se estaría recordando festivamente el día que los españoles llegaron a lo que ellos erróneamente llamaron LAS INDIAS ORIENTALES en 1492, pensando que llegaron al “País de la Canela”, ya que la mayoría de incultos ex presidiarios españoles junto al aventurero Italiano Cristóbal Colón apresuraron su viaje en busca de la rica especie llamada “Canela”, a más de oro y gloria, se embarcaron en tres carabelas (La Pinta, la Niña y Santa María). Este capítulo de la historia, se inicia cuando Cristóbal Colón preparó una nueva ruta marítima para llegar al Asia Oriental, cruzando el Océano Atlántico, proyecto que fue apoyado por la reina Isabel “La Católica de España”,  a través de un contrato llamado “Capitulación de Santa Fe”  (17 de abril de 1492). Para luego empezar su partida desde “El Puerto de Palos”el 3 de Agosto de 1492, Colón , tuvo éxito al llegar a tierra firme El 12 de octubre de 1492,  llegó a Guanahaní-San Salvador, isla del Caribe,  según él, pensando que había llegado a una isla de Asia, (nunca supo la realidad murió con esa idea de haber cumplido su sueño), para después de recorrer el Sur y el centro de este nuevo territorio, al cual en 1507 Américo Vespucio haría dar cuenta a la humanidad, que se trataba de un nuevo Continente, y por ese «descubrimiento» injustamente se lo denominó como América a las tierras ancestrales.

Así nace la idea de que se conmemore la fecha del descubrimiento de América, se realice un homenaje a la memoria de Cristóbal Colón, y esta sirva para exteriorizar la fortaleza de respeto mutuo entre la Nación descubridora, civilizadora y a quienes según ellos habrían civilizado a los “Indios” (nombre mal dado a los pobladores originarios, pensando que vivían en las indias Orientales).

Pero, poco o nada  se da a conocer en los establecimientos educativos, sobre de que antes que lleguen los españoles a conquistar nuestro territorio, este pertenecía y seguirá  perteneciendo a  los pueblos  y nacionalidades originarios del Abya Ayala; los Españoles  en nombre de su religión, de su reina, de gloria, espada, poder y oro, destruyeron las riquezas históricas, antropológicas culturales-sociales de nuestros ancestros; devastaron impúdicamente, violando y matando a los habitantes originarios, indicando que ellos son nuestros colonizadores y descubridores, cuando nuestros ancestros gozaban de una organización política- social y cultural, distribuida desde  La Confederación del Tawantinsuyu, que comprendía los pisos ecológicos, desde el Ankasmayu al sur de Colombia, hasta el Maulimayu al sur de Santiago de Chile (aproximadamente hasta el grado 35° y 30” de latitud sur; desde la costa del pacífico hasta la selva de la Amazonía, pasando por la cordillera de los Andes en América del sur).

Siendo así, Surge la pregunta del millón, ¿Nosotros, tenemos algo que festejar en esta fecha 12 de Octubre?  La respuesta, pasa a ser unísona,  con un No contundente, este día, tendría que ser un día de Luto Nacional de los Pueblos y Nacionalidades, tendría que marcar en Ecuador una fecha de recordación oprobiosa, en donde murió  el Rey  Atahuallpa,  una fecha de lealtad, honor  y de resistencia  en el que los  Generales  Tupac Amaru Rumiñahui y  Jumandy, el guerrero Daquilema Rex, no se rindieron ante la cruz española de sangre y muerte y lucharon con honor por preservar las raíces, costumbres y culturas, a las que hoy en día tenemos que respetar y procurar rescatar de esa desacertada forma de actuar, en donde las etiquetas abundan y el racismo està vigente, lleno de improperios a donde las supuestas “naciones desarrolladas» imperialistas, quieren seguir colonizando a los «países subdesarrollados».

Siguiendo este criterio de no celebrar un acto oprobioso, en Ecuador mediante decreto presidencial se declaró el 12 de octubre como el “Día de la Interculturalidad y la Plurinacionalidad” para corregir el significado de esta fecha en que históricamente se venía conmemorado el supuesto descubrimiento de América  de 1492; la ordenanza indica que: «Ecuador como la mayoría de países hispanoamericanos- ha denominado el 12 de octubre de 1492 como el “Día de la Raza”, basada ésta en un concepto de la colonia española (siglos XVI al XIX). considerando que: “coexisten diversas nacionalidades que tienen derecho a reforzar y conservar sus propias instituciones”, que  las estructuras “están cimentadas todavía sobre criterios coloniales”. 

Esto no basta para la resistencia de más de quinientos años de los Pueblos y Nacionalidades originarias, que han demostrado ir retomando logros inmemorables de reestructuración de formas organizativas sociales en las que, surge desde la diversidad la unión plurinacional intercultural de fortaleza ancestral de costumbres y culturas propias de nuestras raíces, las cuales se seguirá defendiendo por institucionalizar un verdadero Sumak Kawsay, sin estereotipos propagandísticos politiqueros, sino de verdaderas remediaciones a la devastaciones de la naturaleza y a la cultura ancestral, producida por las invasiones aculturales y explotación de los recursos  en áreas protegidas, respeto al manejo y  utilización del agua y a la simbiosis de los pueblos que comulgan con la Pachamama,  respetando la educación intercultural y plurinacional, con conceptos integradores de participación ciudadana, en donde procese el conocimiento adquirido con interacción de saberes ancestrales, desrotulando  las etiquetas y roles prejuiciosos de racismos y distinción de clases, no cayendo en la repetición histórica de oprobio, con instrumentos devastadores de poder mediático contradictorio, aplicados en la  actualidad evolucionista vanguardista de rompimiento de paradigmas.

Por:  Gorki Aguirre Torres

 

Fuente:

Capitulación de Santa Fé

Américo Vespucio

Abya Yala el verdadero nombre del continente.